Tras el revuelo

Parece que blockchain pronto será esencial para la economía, incluso para los bancos centrales. De hecho, estas entidades no se muestran reticentes ya que están realizando análisis, reseñas y pruebas. Pero aún queda mucho para su despliegue, y la cuestión sigue siendo si hacerlo o no:

¿Quién querría sucumbir a sus propias armas? Según expertos, blockchain (una construcción de redes de bases de datos abstractas y descentralizadas) pondrá patas arriba sectores económicos enteros. Aún lo están probando entidades con el principio centralista en su propio nombre, dado que los bancos centrales descubren la Tecnología de Contabilidad Distribuida (DLT) por sí mismos. Diversos medios de comunicación la anuncian como una revolución en las finanzas y en cualquier otro sector. Pero uno a uno. Y, sobre todo: ¡Con cuidado! ¿De qué se trata? DLT es la contabilidad distribuida: Una base de datos descentralizada concede a los miembros de la red autorización de lectura y escritura compartida. Financial Times Lexicon: "La idea es eliminar la necesidad de que intermediarios como los bancos respondan por hechos como la identidad de una persona o la salud de sus finanzas". Los usos posibles son diversos: "El dinero digital es solo uno. Los registros catastrales, el almacenamiento de identidades y las bolsas de valores P2P son algunos de los usos potenciales de blockchain".


Contabilidad útil a prueba de falsificaciones

A la gente le gusta pensar en imágenes sencillas, esto ayuda a presentar blockchain como un sistema contable: Cuando se produce una transacción de datos entre un emisor y un receptor, se introduce como una nueva posición en el sistema contable. ¿Es contabilidad tradicional? No exactamente. En lugar de guardarse en un simple cajón, el sistema contable se distribuye en ordenadores por todo el mundo como miles de copias. Cuando se introduce una nueva posición en el sistema, aparece en todos los demás sistemas contables y es autenticado por los ordenadores que participan en la red. Solo entonces la entrada y la transacción son válidas. Además, dado que cada línea permanece inalterada y todo el tiempo en el sistema contable, y tienen que autenticarla cientos de ordenadores, las transacciones que utilizan el blockchain se consideran a tan buen nivel como a prueba de falsificaciones.

Cuando Sue recibe dinero de John, y todo el mundo lo ve

En su famosa entrada de blog titulada "Una explicación de blockchain para que tus padres lo puedan entender", Jamie Skella, cofundador de la plataforma australiana de coordinación basada en blockchain y en la toma de decisiones "Horizon State", describe el sistema de la siguiente manera: "Es como si John y Sue estuvieran entre unos cientos de compañeros que vieran a John darle a Sue el dinero en cuestión, y todos coincidieran en que él realmente le entregó el dinero, y otros aspectos de la transacción, como que era la cantidad correcta". Mucha gente cree que el hecho de que John y Sue permanezcan en el anonimato, salvo que quieran ser reconocidos, convierte el principio de cadena de blockchain en una revolución tanto a nivel de infraestructura técnica como a nivel empresarial.

Una tecnología fantástica que exige recursos y capacidad

Con todo el revuelo sobre blockchain, bitcoin y los modelos empresariales, lo primero que uno puede decir es: "La tecnología DLT es una innovación fantástica y la idea subyacente, compartir la propiedad de las bases de datos con la comunidad, es convincente. Pero también precisa que la comunidad dé capacidad informática y espacio de almacenamiento, y no es tan eficaz como las soluciones centralizadas", comenta Florian Gawlas, Director de Tecnología de Giesecke+Devrient Currency Technology. Y: "Si los terceros fiables exigen tasas excesivas por sus servicios, operar un negocio en una plataforma DLT pública parece ser la opción más barata", continúa Gawlas. "Los costes globales reales de operar una plataforma DLT también podrían ser altos: los costes mineros anuales estimados en bitcoins mundiales se sitúan en torno a los dos mil millones de dólares americanos al año, según el Índice de Consumo de Energía de Bitcoin".


Las infraestructuras críticas ya son relativamente a prueba de error

El elevado consumo de energía de los sistemas contables descentralizados también se ha debatido en los últimos meses: El Índice de Consumo de Energía de Bitcoin calcula que las transacciones y la minería ocupan entre el 0,2 y el 0,3 % del consumo mundial de energía. ¿Realmente lo necesitan los bancos centrales? "Las infraestructuras descentralizadas no son esenciales para un banco central, pero las infraestructuras distribuidas sí.", comenta Florian Glaser, del Karlsruher Institute of Technology (KIT). "La distribución y la redundancia aumentan los fallos de seguridad. Esto se relaciona con fallos técnicos y con ataques deliberados".

Añadió que las infraestructuras críticas ya son relativamente seguras por la descentralización y la redundancia, sin necesidad de un blockchain. "Las ventajas de blockchain resultan casi exclusivamente de la posibilidad teórica de reducir la centralización, pero los sistemas tienden a re-centralizarse en la práctica", continúa Glaser. "Consideremos el ejemplo de la actividad minera para la criptomoneda del bitcoin, que en estos días se concentra en pocas ubicaciones de servidores, lo que revela que el individuo como participante autorizado ha dejado de jugar un papel".

En la práctica, los sistemas descentralizados también tienden a recentralizarse.

 

 «

Florian Glaser, Karlsruher Institute of Technology (KIT).

Potencial de colaboración y reducción

Compostura, evaluación realista del potencial y consideración objetiva: el revuelo sobre esta tecnología debe categorizarse. Con datos de más de 200 empresas, startups de DLT, bancos centrales e instituciones del sector público de 49 países, el "Global Blockchain Benchmarking Study" publicado por el Cambridge Centre for Alternative Finance en otoño de 2017 intentó hacerlo. Su primer resultado: "Los bancos centrales también están investigando cada vez más el campo de las monedas digitales. Más del 80 % de los 57 bancos centrales encuestados afirman que se ocupan de esta cuestión", comenta Hamish Thomas, Socio en Asesoría de Servicios Financieros de EY y coautor del estudio. Continúa diciendo: "Los bancos centrales ahora también ven potencial en el uso de la DLT para reducir los costes de las transacciones, el procesamiento y la coordinación o para equipar su infraestructura con sistemas y plataformas colaborativas e interoperables".


De la compensación a la financiación del comercio

Conformando el 46 % de las contribuciones al "Global Blockchain Benchmarking Study", los bancos centrales son el mayor grupo del sector público que participa. Más de la mitad de ellos declararon que están investigando sistemas de pago basados en la tecnología DLT para transferencias o pagos bancarios online, mientras que el 36 % identifica potencial en el uso de las tecnologías DLT respecto al cumplimiento de especificaciones legales, y el 18 % para registros de auditoría. "Los bancos centrales están revisando las posibilidades de la DLT en la compensación, contabilidad de activos e incluso aplicaciones específicas en la financiación del comercio", afirma el estudio. Además, algunos bancos centrales participantes en el estudio informaron de que las tecnologías de los sistemas contables distribuidas podrían contribuir a mejorar la infraestructura de los mercados financieros en general, incluyendo la colaboración y la interoperabilidad entre distintos actores, sistemas y plataformas.

La armonización del mercado sigue siendo insuficiente

En resumen, sigue siendo bastante confusa. Y todos los pronósticos desvelan que no parece que vaya a cambiar pronto: "Hay muchas iniciativas, y por lo tanto asumimos que la DLT continuará ganando empuje, incluso aunque el revuelo sobre la tecnología se enfríe notablemente," comenta Florian Gawlas, Director de Tecnología de Giesecke + Devrient Currency Technology. En cuanto a si la capacidad y funcionalidad de esta tecnología se desarrollará lo suficiente para que, en última instancia, sea adecuada para el uso práctico en entornos empresariales para sus bancos centrales, Gawlas comenta: "Eso está por ver."
Florian Glaser de KIT coincide con él, y cree que un análisis claro del coste/beneficio será decisivo para el uso de esta tecnología: "Los sistemas actuales funcionan, están asumidos e integrados; el nivel de recursos necesarios para la migración completa, en comparación con el ahorro de costes, también debe ser evaluado al considerar un sistema cerrado y descentralizado". Añade que, por ejemplo, desarrollar un sistema competidor T2S a partir de esta base requeriría grandes recursos. "No solo los requisitos vuelven a ser más elevados, sino que también hay una relativa falta de experiencia práctica en el uso de este tipo de sistema", continúa Glaser.

Como banco central, estamos interesados principalmente en una tecnología eficiente que también sea compatible con las estipulaciones regulatorias.

 

 «

Carl-Ludwig Thiele, miembro del Comité Ejecutivo del Deutsche Bundesbank

"Con T2S y el procesamiento integrado y paneuropeo de valores, hemos establecido el estándar inicial que cualquier nuevo concepto debe alcanzar", añade Carl-Ludwig Thiele, miembro del Comité Ejecutivo del Deutsche Bundesbank y actualmente responsable de la gestión de liquidez, control, sistemas contables y organización, así como de los sistemas de pago y liquidación. Añade que, aunque la DLT se está perfeccionando constantemente, "hasta la fecha, no estamos viendo la suficiente armonización de las aplicaciones en el mercado. La materialización de las supuestas ventajas de la tecnología blockchain solo puede esperarse una vez que los procesos estén suficientemente estandarizados y exista interoperabilidad entre las diferentes aplicaciones".


Infraestructuras descentralizadas, pero con normas y responsabilidad

¿Qué cambios implicaría esto para los bancos centrales? Pocos o ninguno, opina el Comité Ejecutivo del Bundesbank: "El mandato y las responsabilidades subyacentes del banco central no cambian con el uso de las nuevas tecnologías. Entre otros aspectos, aseguramos liquidez estable y transacciones de pago seguras y eficientes". Mucho ruido y pocas nueces: "Es cierto que las infraestructuras descentralizadas pueden utilizarse pero deben implicar a entidades responsables que garanticen el cumplimiento de determinadas normas", prosigue Thiele.

Añade que los participantes deben poder demostrar su identidad, y es esencial que los criterios de aprobación y las entidades responsables garanticen la estabilidad y seguridad de la red. O, en resumen, revuelo aparte: "Como banco central, estamos principalmente interesados en una tecnología eficiente que sea compatible con las estipulaciones regulatorias." El efectivo, por ejemplo, que conservará su importancia a pesar del creciente interés en las redes descentralizadas.


Artículos relacionados

„Global Blockchain Benchmarking Study 2017“, University of Cambridge

El estudio intenta retratar una imagen amplia de una industria en rápido desarrollo, y también analiza datos de más de 200 bancos centrales, entidades del sector público y startups, centrándose en las Tecnologías de Contabilidad Distribuida.

  Visitar sitio web

El dinero en efectivo sigue dominando a pesar de los cambios en los métodos de pago

Los sistemas de pago electrónico son cada vez más rápidos y cómodos. Aunque cada vez se usan más, prácticamente no hay indicios de renuncia al dinero en efectivo, como demuestra el informe trimestral del BIS de marzo de 2018.

  Visitar sitio web